independents

El primer encuentro de independientes pide a los partidos catalanistas que presenten una única opción electoral

En un abarrotado Círculo de Economía, con la presencia de cerca de 200 personas, se llevó a cabo el primer encuentro de independientes que había sido precedido por el manifiesto Crida a la societat civil, firmado por una docena de personas representativas de los grupos que impulsan esta iniciativa, y entre las que se encuentran Alfred Pastor, Jordi Alberich, Fèlix Riera, Margarita Mauri y Baldiri Ros.

trobada d'independents

(Laia G. Català)

En el encuentro de ayer presidió el acto y desarrolló la intervención central Eugeni Gay, que ha sido vicepresidente del Tribunal Constitucional y presidente de la Abogacía Española y del Colegio de Abogados de Barcelona. Gay es un destacado jurista que siempre ha mantenido encarnizadamente su independencia política y que ahora, reafirmando esta condición, considera que la salida del lío catalán, que tiene consecuencias negativas en la situación española, necesita una respuesta constructiva desde Cataluña.

La intervención de Eugeni Gay fue una lección magistral de derecho constitucional, remontándose a las Cortes de Cádiz como precedente y deteniéndose como es lógico en la actual Constitución, que considera una de las más garantistas del mundo con respecto a estas materias y que contiene unos valores que hay que preservar. Planteó sin embargo que no puede existir una antinomia entre legitimidad y legalidad porque el estado de derecho articula en un solo componente ambos aspectos.

La segunda intervención correspondió a Miquel Vilanova, conocido abogado de las comarcas de Girona y que había sido teniente alcalde por Convergència en su población, Banyoles. Su intervención reclamó la capacidad de hacer política sin enfrentamientos, basada en la escucha del otro y el respeto. Fue una intervención muy emotiva, entre otras razones, porque de manera tangencial pero también muy clara, refirió las dificultades personales que tiene una persona encarnizadamente catalanista, pero no independentista, al vivir en una población donde la mayoría se inclina por esta opción.

Miquel Vilanova i Eugeni Gay

En tercer lugar intervino Josep Miró i Ardèvol para situar concretamente qué debían hacer los independientes a partir de este primer encuentro; es decir, aquellas personas que, sin estar alineadas con ningún partido, ven con preocupación la situación y quieren contribuir a mejorarla. Planteó la necesidad de volver a reunir las dos almas del catalanismo en una única opción electoral en torno a un programa común. El alma que nunca ha visto incompatibilidad entre la expresión política surgida de Cataluña y la dimensión española, y aquella otra que en un momento determinado consideró que era necesario iniciar el proceso hacia la independencia, y que ahora ha constatado que el resultado, como remedio, es mucho peor que la enfermedad que quería curar. Ambas almas tienen un punto de encuentro común en la profundización del autogobierno en el marco de la Constitución, el ejercicio a fondo de las competencias importantes que otorga el Estatuto y que están descuidadas, la intervención en la política del estado y la recuperación del papel y reconocimiento que Cataluña tenía en el marco de la Unión Europea. También la necesidad de rescatar nuestras históricas instituciones de gobierno del partidismo y del descrédito, volviéndolas a poner al servicio de todo el pueblo, con independencia de las diferencias políticas.

Josep Miró i Ardèvol i Josep Maria Prat

👉 ¡Únete a nuestro grupo de Facebook de Diálogos en Cataluña!

Comentamos entre todos las noticias de Cataluña para estar informados.
¡Podréis consultar todas las claves del día!

Finalmente, hizo una breve intervención para situar la primera pregunta Josep Maria Prat, el exdecano del Colegio de Abogados de Girona, abriendo así el paso al coloquio, que dio lugar a numerosas intervenciones que pusieron de relieve el pluralismo de los asistentes, y al mismo tiempo la necesidad de que realmente los partidos catalanistas lleguen a un acuerdo.

Una reflexión final aforó sobre la sala: si los partidos catalanistas presentan como una de sus principales virtudes la capacidad de volver a unir al pueblo catalán, ¿qué credibilidad tendrán si no son capaces de unirse entre ellos?

El encuentro de independientes dejó claro que no tiene ninguna intención de configurarse como una opción electoral, sino apoyar el proceso de acuerdo entre los diversos partidos de la centralidad catalana, sin prejuzgar las fórmulas que puedan adoptar. En todo caso, sí que formularon una metodología de acuerdo basada en la fórmula de un programa común para una legislatura que facilitara ir conjuntamente a las dos almas del catalanismo.

Print Friendly, PDF & Email

Entrades relacionades

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú