Jarkov batallas

Jarkov y el DonBass: grandes batallas ahora olvidadas

En octubre y principios de noviembre de 2022, los combates de la Guerra de Ucrania se han centrado de forma preferente en el DonBass y en el entorno de Jerson, esta ciudad en el sur del país, cerca de Crimea, pero a lo largo de meses anteriores fue Jarkov (Jarkiv en ucraniano) uno de los epicentros de los enfrentamientos, junto al cercano DonBass, éste último territorio de luchas permanentes desde hace años entre las fuerzas ucranianas y los separatistas locales.

Aunque quede muy lejos de la actual guerra, me llama poderosamente la atención que en todas las referencias de prensa que he leído sobre la actual guerra, que no son pocas, ni en un solo caso se hace referencia a que Jarkov fue una de las ciudades de todo el mundo más destruidas de la Segunda Guerra Mundial y que en ella y en el vecino DonBas se libraron varias de las batallas más importantes del frente soviético-germano. Tal olvido de redactores y cronistas, e incluso los historiadores, puede derivar del desconocimiento que sobre dicha guerra mundial se tiene.

El ciudadano occidental medio sabe, con más o menos acercamiento a la realidad, lo referente al Holocausto nazi de los judíos, y también algunas cosas sobre el desembarco de Normandía o las batallas de las Ardenas o de Inglaterra, por las mil películas que le ha brindado el cine americano, pero, aunque estas batallas fueron enormes, los combates más importantes y con mayor número de víctimas de la guerra en Europa en la Segunda Guerra Mundial no se produjeron en los frentes occidentales sino en el frente oriental, entre los alemanes y los rusos.

En concreto, en Jarkov se libraron cuatro grandes batallas en menos de dos años.

Entiendo que puede ser útil una referencia a ellas, tanto como simple conocimiento de base, como para entender su importancia geopolítica, al menos en aquel tiempo. Hitler manifestó que Jarkov y entorno relativamente próximo era el centro económico neurálgico de la Unión Soviética, por lo que si caía en poder de los alemanes, toda la URSS se desmoronaría. Se equivocó también en esto, porque lo conquistó y la URSS resistió y se creció, pero el darle tan especial importancia y convertirla en símbolo para unos y otros incrementó mucho la lucha en aquella zona.

Primera batalla

Jarkov tenía en aquel momento (1941) más de 800.000 habitantes y era uno de los más importantes centros industriales y de comunicaciones de la Unión Soviética. Había una enorme fábrica de tractores que construía también tanques (entre ellos los famosos T-34 y otros tipos más ligeros) y hasta otras 70 fábricas que producían cañones y diverso armamento y munición.

Los alemanes invadieron la URSS a partir del 22 de junio de 1941. Llegaban a Jarkov en octubre del mismo año y, tras combates importantes, la conquistaron el 24 de aquel mes. Era la primera de las cuatro batallas. La resistencia soviética fue dura, centrándose de forma especial en retrasar el avance enemigo, a fin de dar tiempo a evacuar la maquinaria de las fábricas de armas, que fueron trasladadas hacia el Este, lejos de las fuerzas invasores, reinstalándolas en muchos casos más allá de los Urales.

En este momento los soviéticos no tenían en la zona grandes fuerzas acorazadas y aviación, porque se concentraban de manera especial en la defensa de Moscú. Se necesitaron 320 trenes para evacuar la maquinaria de dichas fábricas. Los propios soviéticos volaron las factorías y talleres y gran parte de los edificios civiles, con lo que los alemanes se encontraron con ruinas y casas en llamas cuando conquistaron la ciudad.

Solo una cuarta parte de los más de 800.000 habitantes de Jarkov se quedaron tras la ocupación alemana. Los demás marcharon con la retirada de los ejércitos soviéticos y fueron a Siberia para mantener en servicio las nuevas fábricas. Pasaron grandes privaciones. Los que se quedaron bajo la ocupación nazi, por su lado, vivieron faltos de alimentación y muchos murieron de inanición, sometidos a la vez a fuertes represalias y persecución, especialmente intensa contra los judíos.

Segunda batalla

En mayo de 1942 los soviéticos mandados por el mariscal Semionov Timoshenko lanzaron una gigantesca ofensiva en el intento de recuperar Jarkov. En el ataque participaban 650.000 soldados y 1.200 tanques. La batalla fue de enorme dureza. Los alemanes no solo hicieron fracasar el ataque enemigo, que no logró reconquistar la ciudad, sino que la Wehmacht envolvió a una buena parte de las fuerzas atacantes y les causaron una ingente cantidad de bajas. Los soviéticos perdieron en esta operación 200.000 soldados entre muertos y heridos, y otros 240.000 cayeron prisioneros de los alemanes. Entre el material ruso destruido estaban más de 700 tanques.

Tercera batalla

En los meses posteriores a la segunda batalla de Jarkov se produciría, a varios cientos de kilómetros y entre julio de 1942 y el 2 de febrero de 1943, la batalla de Stalingrado, con resultado de gran victoria soviética. A esta derrota alemana seguiría un avance arrollador de las tropas de Stalin, que en el mismo mes de febrero recuperaron Jarkov. No se produjeron en esta ocupación combates de gran magnitud, a pesar de que Hitler había ordenado mantener la ciudad a toda costa, porque el mariscal alemán Erich Von Manstein, jefe de las tropas del sector sur, desoyó las órdenes del Führer y evacuó la población porque sus tropas podían quedar copadas.

Sin embargo, semanas más tarde, ya con sus fuerzas reorganizadas y reforzadas, Manstein lanzó un gran contraataque recuperando de nuevo Jarkov y causando grandes bajas a los soviéticos, destruyendo incluso el ejército de carros de combate del general Popov, a pesar de ser estos superiores en número. Era la tercera batalla de Jarkov.

Manstein quería seguir avanzando para llegar hasta Kursk, pero por orden de Hitler tuvo que detenerse porque el Führer quería esperar a disponer de los nuevos tanques “Tiger” y “Ferdinand”.

La tercera batalla de Jarkov fue la última gran batalla de la Segunda Guerra Mundial que ganaron los alemanes. A partir de ahí irían de derrota en derrota.

Cuarta batalla

En agosto de 1943 de nuevo llegan los soviéticos a Jarkov. Eran las fuerzas que mandaban los mariscales Iván Koniev (Frente de la Estepa) y Nikolái Vatutin (Frente de Voronez). Su superioridad numérica en hombres y material es aplastante. Sería la cuarta batalla. Esta vez los alemanes no logran detener a sus adversarios y las fuerzas que defendían la ciudad y entorno fueron destruidas. Los alemanes, ya en continua retirada hacia Berlín, no volverían a reconquistarla.

Tras las cuatro batallas, Jarkov era un inmenso montón de escombros. La práctica totalidad de los edificios existentes en la actualidad fueron construidos después de 1945.

Tras las cuatro batallas, Jarkov era un inmenso montón de escombros. La práctica totalidad de los edificios existentes en la actualidad fueron construidos después de 1945 Clic para tuitear

Qui creus que guanyarà les eleccions municipals a Barcelona?

Mira els resultats

Cargando ... Cargando ...

 

 

 

 

Print Friendly, PDF & Email

Entrades relacionades

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.